La nave de la Comunicacion

CON CIERRE DE MEDIOS, CENSURA Y DESPIDOS DE PERIODISTAS NO HAY LIBERTAD DE EXPRESIÓN

Medios/Censuras/Cierres/Despidos/ Retiran pautas

(Por Héctor Sosa/Editor- Comunicación) En la historia de los trabajadores de prensa y de la comunicación en general, siempre existieron confrontaciones con las patronales de los medios. Quizás por los tiempos que transitamos es muy importante volver a señalar que los periodistas no son dueños de los medios, son empleados de empresarios que lucran desde la concepción de "las industrias de la información y el entretenimiento".

En éstos últimos 20 meses se produjeron duros ataques a la libertad de expresión con cierre de medios, despidos, censuras, listas negras, decomiso de equipos en radios comunitarias y la compra de canales y diarios por parte de grupos empresariales con inversiones procedentes de zonas nada claras.

Veamos que sucedió durante el actual gobierno del ingeniero Mauricio Macri en los espacios de comunicación/periodismo/ cultura, no sin antes dejar de recordar una frase del actual mandatario "ahora en Argentina empieza la verdadera libertad de expresión, el pluralismo de idea y el respeto a los periodistas".

Repaso de los últimos 22 meses:

1) 3.300 periodistas despedidos.
2) 49 programas censurados
3) Anulación de la Ley de Medios, votada por el Congreso Nacional
4)Listas de periodistas y artistas que no pueden actuar en los medios públicos y oficialistas.
5) Determinación del gobierno de no renovar licencias o permisos provisorios de funcionamiento a más de 3.000 radios zonales, locales, cooperativas, barriales y comunitarias.
6) Retiro de las pautas publicitarias a todo medio opositor al gobierno derechista de Cambiemos.
7) Un Ministerio de Trabajo que en los conflictos laborales ( donde se incluye a Prensa) falla a favor de las patronales.
8) Determinación política de ir por los convenios y el Estatuto del Periodista Profesional.
9) Despidos en el INCAA, y derrumbe absoluto en la producción fílmica nacional.
10) Cierre de centros culturales y teatros independientes.
11) Quite o rebajas presupuestarias a la mayoría de las áreas culturales del Estado.
12)El mayor nivel de desocupación en los últimos 20 años de actores, periodistas, directores de cine, trabajadores de la cultura en general.

DE RAZONES , Y SIN RAZONES
Ahora citaremos la última parte de una producción especial realizada por Motor Económico el mes de abril de 2016,que sirve como complemento de lo enunciado en los 12 puntos anteriores. Decíamos a comienzo del año pasado que se había acordado lo siguiente entre el gobierno y el Grupo Clarín:

"no pueden quedar trabajadores y funcionarios que simpaticen o hayan estado ligados al gobierno anterior. b) Se necesitan realizar ajustes de fondo y pasar al campo privado los espacios ganados por un estado presente. C) Hay que evitar erogaciones de las grandes empresas a organismos estatales o autónomos. De este modo, creadores, grupos y equipos de trabajo se quedarían sin producir contendidos por no contar con el apoyo del Estado.

"Con la bitácora puesta en esa lógica liberal, ahora (pueden ser días o meses) el Grupo Clarín, el Ente Nacional de Comunicaciones (ENACOM) y los ministerios de Comunicación, Cultura y Hacienda van por los espacios comunicacionales construidos con enormes esfuerzos colectivos, son ellos las radios AM/FM y las TV/WEB, nacidas al calor del inició de la democracia en 1983, y que fueron adquiriendo un valor social cada vez más fuerte a partir del voraz proceso de concentración económica que se dinamizó desde 1990. Dieron voz e imagen a quienes no podían contar sus problemas en los emporios de la Industria de la Comunicación.

"Durante el gobierno anterior, la ex diputada Silvana Giudici afirmaba:"la Ley de Medios ataca a la libertad de expresión, y se hizo sólo para destruir al grupo Clarín. No entiendo para qué hay miles de medios, que no ven, ni escucha nadie"(2014). Sus dichos no eran por ignorancia. Era una posición política.

"La actual integrante de la Fundación LED (Libertad de Expresión + Democracia), y directora del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), organismo que reemplazó al AFSCA, es quien junto a los letrados de Clarín están ordenando formas legales (o no tanto) para destruir a esos miles de medios y miles de puestos de trabajo.

""Giudici se encuentra entre los funcionarios que más cámara han tenido en los últimos años en TN, Canal 13 y el Grupo Vila-Manzano de América TV. Lo curioso es que casi nunca habla de sus funciones. La mayoría de sus exposiciones están ligadas a "la corrupción K".

"Vale señalar que la Fundación LED tiene relaciones directas con el Partido Republicano de los Estados Unidos, un sector del Partido Demócrata, con las cámaras patronales de medios de Argentina y América Latina, como son ADEPA y la SIP y con las organizaciones y dirigentes golpistas de Venezuela, entre ellos Leopoldo López y Henrique Capriles.

Quien debería apoyar a miles de pequeñas radios afirmaba hace un mes atrás: "es necesario que en Argentina exista un mercado con competencia, con mejores servicios, y que garantice el libre acceso a la comunicación de todos los ciudadanos, sobre todo luego de la irrupción de Internet en el paradigma de las comunicaciones audiovisuales y las telecomunicaciones. Por ello hay que abrir más el sentido de competir” (se refiere a los medios monopólicos y oligopólicos).

La dirigente de la UCR está recorriendo ahora Argentina promoviendo ideas "innovadoras" como "todos con internet", lo que no dice, ni dirá es: todos a capacitarse para construir comunicación y medios propios.

¿Y por qué ir sobre los pequeños y medianos medios zonales, barriales y locales?

El 70% de ellos tienen pequeñas pautas publicitarias de los municipios o comercios y entidades sociales de sus zonas de influencia. Sólo basta realizar una cuenta simple: si cada medio, de los más de 6.000 existente tienen 10 auspicios (como mínimo) hay dando vueltas 60.000 pequeñas publicidades, ¿qué grupo empresarial no querría para sí estas publicidades?. Ya ocurrió cuando en los ´90 fueron por los pequeños y medianos sistemas de cables locales, al tiempo que irrumpían los diarios zonales (Clarín y La Nación) que veían como los medios locales tenía un paquete publicitario apetecible, especialmente en periodos de crisis económica. El cambio tecnológico/laboral, hizo que la prensa gráfica comenzara a perder peso en esos lugares. Por ello, el objetivo en común del gobierno y los empresarios es ir ahora por los espacios audiovisuales.

Un país con el 95% del espacio audiovisual en manos de medios oficialistas, con más de 3.000 periodistas despedidos( en las últimas semanas 200 cesantías), con "listas negras" y censuras, ya es un país que pisa el borde de hechos que se produjeron en situaciones dictactoriales. Nada menos.