La nave de la Comunicacion

Mohamed bin Salman

Las inversiones huyen del visionario príncipe heredero de Arabia Saudí

¿EL FIN DE LA DINASTIA SAUD?

El talante reformista de Mohamed bin Salman (MbS) no convence a los inversores. Su estrategia para reducir la dependencia del petróleo, diversificar la economía saudí, impulsar grandes proyectos de infraestructuras, educativos y turísticos y adentrar al país en la era de la digitalización, conocida como Visión 2030, ha ahuyentado al capital foráneo. Incluso antes de la trágica muerte del periodista Jamal Khashoggi.